L'ALQUERIA DE LOS SUEÑOS

Visitamos la flamante Alqueria del Basket, la última aportación de Juan Roig, dueño de Mercadona,  al deporte de la ciudad de Valencia.

Valencia Basket puso en marcha el 27 de septiembre de 2017 las instalaciones de L’Alqueria del Basket, el mayor centro de baloncesto de formación de Europa. Las instalaciones supusieron una inversión de 18 millones de euros, siendo pagados al 100% por Juan Roig e impulsadas a través de la Fundació València Bàsquet 2000. Las instalaciones acogen a todo el baloncesto de base del Valencia Basket y pretende ser impulsora de nuevos valores de la cantera del primer equipo femenino y masculino.

El pasado 24 de abril tuvimos la suerte de recorrer las instalaciones junto a la visita guiada de un grupo de escolares de un colegio de Anna. En esta visita se recorren las ocho pistas de las que dispone las instalaciones y se explica la filosofía de la escuela de basket. Esta no es otra que el lema que lleva los primeros equipos, Cultura del Esfuerzo.

Las instalaciones son las mejores que hoy en día se pueden encontrar de este tipo en toda España. Con varias cabinas de fisioterapia, un gimnasio equipado con los últimos avances y dos aulas totalmente equipadas para que los jugadores y jugadoras de los equipos de formación dispongan de espacios para poder estudiar y hacer las tareas académicas. En este sentido, cada trimestre se revisan las notas de los jugadores y jugadoras y, si están han bajado o no son buenas, serán apartados de sus equipos. 

Todas las instalaciones están llenas de referencias a grandes mitos del Valencia Basket; las pistas uno y dos llevan el nombre de Nacho Rodilla y Víctor Luengo, las salas de estudio el nombre de Miki Vukovic y la fecha de 16 de junio de 2017, en la que el Valencia Basket ganó su primer título de liga ACB tras 30 años de historia.

Son unas instalaciones en las que se respira baloncesto por todos los rincones, y que dan un impulso al baloncesto de base muy importante. Sin embargo, entre determinados entrenadores de otros equipos de baloncesto de formación de la provincia de Valencia, crece la preocupación que esta instalación y su potencial sea la sentencia de muerte para ellos.

 

Créditos